El sabor de España en un festival gastronómico

Autor: 
Melvin Molina

Los sabores de la cocina española son siempre tentadores, están acompañados de ingredientes icónicos como el vino tinto, el aceite de oliva, el pulpo y el pimentón de la vera, por mencionar solo unos cuantos.

Hablar de su gastronomía es hablar de tentaciones imperdibles, por eso quiero invitarlos a que asistan al Festival Gastronómico Español, del viernes 12 al domingo 14 de octubre, en el nuevo AC Marriott en Escazú, a las 7 p. m.

Este nuevo hotel invitó a dos talentosos chefs españoles, Rubén Martín y Pablo García, ambos son parte de los hoteles AC en la Madre Patria. 

El objetivo de estos artistas culinarios es recrear en este lado del Atlántico varios de los platos o sabores que han hecho de la cocina española una de las más valoradas en el mundo.

Por un precio de ¢21.000 (impuestos y copa de tinto español incluidos) los asistentes podrán disfrutar de opciones como tortilla de patata, croqueta de jamón ibérico, bocata de calamares y aceituna de queso manchego.

Todos estos aperitivos los probé días atrás y debo decirles que me encantó la bocata de calamares, por su sabor intenso, un pan fresco y el calamar crocante, y las aceitunas de queso de la Mancha resultaron sencillamente espectaculares porque tenían todo ese sabor de este lácteo, pero sin que lo acapare todo en el paladar.

Las opciones principales combinan sabores, texturas, belleza y colorido. Un excelente ejemplo es el Salmorejo Cordobés con costa de pan de anchoas y encurtidos. Una sopa fría de tomate tradicional de Andalucía que al verla lo primero que daba ganas era de tomarle una foto.

Los chefs también ofrecerá canelón de rabo de toro, un plato donde el vino tinto juega un papel importante en su elaboración. El pulpo a la “feira” tenía que estar sí o sí. Este fruto del mar tan popular y que los españoles manejan tan bien en la cocina.

El adelanto que El Sartén Caliente disfrutó tenía una textura casi perfecta, firme pero suave en cada mordisco, con el toque del pimentón de la vera y una ligera guarnición de verdura.

Un postre siempre debe estar a la altura de los platos principales y para el chef Rubén Martín las torrijas vainilla y vino dulce con natillas sobre helado de turrón cumplen con ese objetivo y aquí estamos de acuerdo. Además, que bueno que se salen del molde y prefieren algo distinto y uno una clásica (pero a veces repetitiva) crema catalana.

Estoy seguro que este menú a la carta cumplirá las expectativas de quienes valoran la comida española. Para lograrlo los chefs incluso decidieron traerse de España algunos ingredientes que no estaban seguros de conseguir en Costa Rica, todo para asegurarse ese sabor auténtico de su patria.

Lo mejor, como no me canso de decirles, es reservar. Esto porque solo podrá ingresar una cantidad limitada de comensales. Así que después no diga que no le advertí. Para las reservas está el número 2588-4371 y el correo caroll.blanco@marriott.com.

El nuevo AC Mariott se encuentra en el centro comercial Avenida Escazú.

 

 

Facebook Comments Box